internet, redes sociales, seminarios

¿Cuál será el 6º poder?

Esta manía tan occidental por crear etapas, eras, evoluciones. Para mostrar que algo viejo ya es viejo y que algo nuevo es… nuevo. Sin embargo nunca son tan absolutas. Están llenas de grises.

Como sea, uno de las cosas que más me gustó de la charla de William Dutton en Chile fue cómo abordó el concepto de  5º poder. El término no es nuevo (De hecho hay una entidad en chile que se llama así)  Tampoco es tan impactante. Pero es interesante. Principalmente desde el punto de vista de cómo la historia vuelve y vuelve a ser circular. El 5º poder no es más que la gran influencia que tienen hoy en día los ciudadanos entre ellos mismos, pero sobre todo hacia los otros cuatro poderes (legislativo, ejecutivo, judicial y los medios de comunicación periodísticos). Dicha influencia está potenciada, obviamente, por la nueva realidad de internet y las redes sociales.

La verdad es que el 5º poder siempre ha existido. Es el que influyó, por ejemplo, hace miles de años en que el Imperio Egipto sufriera dos cambios gigantescos en su conformación durante la edad antigua. El 5º poder logró que los campesinos de las 7 colinas en Italia se conviertieran en Roma y más tarde; que pasaran hacia una República. El 5º poder fue el que hizo despertar a la burguesía e intelectualidad inglesa en el siglo XIV y el XVII. El 5º poder logró una de las transformaciones más significativos un siglo más tarde en Francia con el filo de una gillotina. El 5º poder remeció al mundo a principios del Siglo XX desde Europa Oriental. En los ’60 – ’70 logró cambios drásticos en nuestra cultura. El 5º poder siempre aparece. Siempre está.

¿Cuál es la novedad? Que hoy el 5º poder viraliza su influencia tan rápido como sale un flash de una cámara de fotos. El 5º poder del que habla Dutton, está sacado en gran parte del concepto de Smartmob de Howard Rehingold. El 5º poder, a diferencia de la historia pasada, escapa de los 4 primeros. Pero en algún punto les pide ayuda, especialmente al 4º.

Y con esa misma obsesión por enumerar todo, me pregunto: ¿Cuál será el 6º poder? O quizá sea una pregunta después de una larga juerga… No para un post escrito a las 1:00 de la mañana.

En realidad este artículo era para agradecer a todos los que nos apoyaron en el semimario “Movimientos Ciudadanos 2.0. ¿Están los gobiernos preparados?”. Especialmente a William Dutton, Felipe Harboe y Pablo Matamoros. Pero sobretodo a quienes como yo… creen que realmente algo está cambiando. Algo está comenzando a agrietar las columnas de la estabilidad. Quizá estamos adportas del nuevo paradigma que tanto nos falta. Y así la sensación de vacío idealista comeinza a llenarse.

Anuncios
Estándar

6 thoughts on “¿Cuál será el 6º poder?

  1. Daniel: Creo que es muy preparaturo aventurarse a cuál sería el 6° poder, ya que si bien el 5° siempre ha existido, aún falta una cultura (en especial en los políticos-gobierno) de ser más 2.0. Si analizamos a los políticos 2.0 son pocos, y los que son, no tienen una mayor participación en el mundo digital, tienen sus sitios web, sus cuentas de facebook y twitter, pero ¿tienen una comunicación directa con la ciudadanía?

    Una consulta que te planteo, ¿Vendrá una tecnología 3.0?

  2. Bueno, se supone que el concepto 3.0 ya existe, sólo ue ha costado desarrollarlo. Se trata de la Web 3.0 o web semántica. Básicamente son los servicios que “entienden” que quiere el usuario, porque conoce su perfil y sus preferencias; o bien, analiza millones de datos y da un resultado más semántico. Un ejemplo, lo puedes ver en el buscador http://www.wolframalpha.com, creado hace unos dos a tres años por un inglés, que posee un algoritmo que “concluye lo que desea un usuario. Más sobre el término en http://web30websemantica.comuf.com/web30.htm y también en: http://es.wikipedia.org/wiki/Web_3.0 . Un abrazo.

  3. … Me quedé pensando en este artículo… si el 5° poder, somos las personas reunidas en torno a un clamor común y se han logrado cambios importantes con ello, no siempre ha sido suficiente para matenerlos y lo que es peor, no siempre se han usado los métodos más ideales, por ejemplo, guillotinar a la monarquía francesa y matar de hambre y abusos a sus hijos… fue un acto bestial. Por ahí leí. “nuestra libertd y la democracia está bañada de sangre inocente”. Entonces, y aunque suene occidental, puede que estemos comenzando la era de un pensamiento colectivo diferente, una especie de INTELIGENCIA EMOCONAL COLECTIVA. Siento que las consignas ya no se orientan a un ” en contra de..” más bién las nuevas luchas son a “favor de…” . Por ejemplo, decir “estamos en contra del neocapitalismo liberal” a decir “buscamos igualdad de derechos y equidad en la repartición de las riquezas” es prácticamente lo mismo. Pero si lo analizamos desde el punto de vista “del abordaje de la realidad”, descubrimos que hay puntos de partidas diferentes en ambas miradas, que hay motivaciones internas diferentes, visiones de mundo que hacen la diferencia. Siento que nos encaminamos hacia una humanidad más humana, no desde el punto de vista biológico, si no desde un reconocernos como “seres humanos cósmicos, universales, carnales, espirituals, sociales, éticos” y estas caractericticas nos unen, nos hacen sentir conectados”. Esto lo estamos aprendiendo a fuerza de intuición, pero queremos enseñárselo a nuestros hijos.
    Puede que mi comentario sea muy obio y sociológicamente poco argumentado. Sucede que lo que digo, lo digo desde “la intuición”, desde la conección que siento con otros “soñadores”.
    Edgar Morín, escribió par ala Unesco “Los 7 saberes para la educación del futuro” y en su capítulo III propone “Enseñar la condición humana”. Cito textual. “La educación del futuro deberá ser una enseñanza primera y universal centrada en la condición humana. Estamos en la era planetaria; una aventura común se apodera de los humanos donde quiera que estén. Estos deben reconocerse en su humanidad común y, al mismo tiempo, reconocer la diversidad
    cultural inherente a todo cuanto es humano”
    Por tanto, creo que el 6° poder o es “una inteligencia emocional colectiva” o bien “La educación”.
    Disculpen la poca capacidad de síntesis del post.

  4. Pingback: Anónimo

  5. Pingback: ePeticiones, nuevas formas de participación ciudadana – El Escritorio de Alejandro Barros

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s